Conexión Animal

La importancia de los animales de compañía

Compartir :

Share on facebook
Share on twitter

La importancia de los animales de compañía

Por Bautista Diaz

Para muchas personas, una vida sin una mascota es casi inimaginable. Estas proporcionan compañía, afecto y apoyo. Acompañan en muchos aspectos de la vida, formando un vínculo único entre una persona y un animal. Pueden hacerse presentes hasta para fines de salud, disminuyendo el nivel de estrés y ansiedad, o hasta ayudando en el día a día a personas con discapacidades, como el caso de los perros guía.

Para los niños, las mascotas fomentan un sentimiento de responsabilidad, cuidado y comunicación. Para los adultos, las mascotas adquieren papeles nuevos, proporcionando compañía a aquellas personas que se sienten poco acompañadas.

La coexistencia entre la sociedad humana y las mascotas se ha convertido en un gran campo de investigación que atrae cada vez más y más profesionales, haciendo que la información de estudios psicológicos y sociales sea cada vez más accesible. Se ha descubierto, por ejemplo,  que los dueños de mascotas que a su vez son pacientes cardiacos tienen posibilidades mayores de recuperarse que aquellos pacientes que no son dueños de mascotas.

Los animales de compañía forman parte de nuestras vidas desde los principios de la historia documentada. Más allá de la importancia de como se originó el vínculo, hay que señalar que es beneficioso en todos los sentidos.

Existe una especie de empate entre la gente que se inclina por los perros y las que prefieren los gatos. Tras aproximadamente 20.000 años de domesticación, se está demostrando que no sólo nosotros mejoramos la calidad de vida, sino que ellos tamién logran un incremento en la inteligencia.

Los animales conocen por instinto cómo cazar y alimentarse, cómo comunicarse, higienizarse, etc.. Pero, con cierto tiempo de convivencia de las mascotas y los humanos, también pueden aprender y entender que está bien y que está mal, generar vínculos afectivos, alertar cuando tienen hambre o ganas de ir al baño y muchas otras costumbres que adoptan de las personas. Los animales que tienen facilidad para procesar todo esto, son los que hacen que el término «domesticación» cobre vel significado que tiene hoy en día.

Fomentar la adopción de perros y gatos

Afortunadamente, hoy en día hay muchísimas organizaciones que se dedican a concientizar sobre lo dañinos que son los criaderos de animales y el bien que se les puede dar optando por la adopción. Estos proyectos buscan rescatar perros y gatos de la calle para derivarlos a un hogar con personas que le brinden el afecto y la atención que buscan.

Obviamente, no es todo tan directo. Las organizaciones se encargan de refugiar al animal una vez rescatado en hogares temporales, llevarlo al veterinario para hacerle un chequeo general y luego, una vez que esté listo, difundir mediante las redes o páginas web la información buscando familias ineresadas.

Algunos de los centros de adopción de perros son:

  • El campito. En Monte Grande, Provincia de Buenos Aires.
  • Proyecto 4 patas. Mucho de los perros de estos refugios están discapacitados.
  • Fundación Viva la vida.
  • Refugio San Francisco de Asís.
  • Callejeritos.
  • Amor de perro.